Crítica de Lubna, la ópera rock de Mónica Naranjo

El 29 de enero se publicaba Lubna, la esperada ópera rock de Mónica Naranjo, su primer disco de contenido inédito desde Tarántula (2008). Durante los ocho años que separan un trabajo de otro, la artista también conocida como la Pantera de Figueras, ha lanzado canciones sueltas (Dream Alive, Crying for Heaven, Make you Rock, Hasta el Fin y Eurovegas), álbumes en directo (Stage, Adagio), un recopilatorio en clave dubstep-metal-rock de sus grandes éxitos (MN 4.0), ha escrito un libro de cocina (Come y calla, 2013) y se ha convertido en un popular rostro televisivo gracias a programas como Tu Cara Me Suena o ¡A bailar!

Lubna, la ópera rock de Mónica Naranjo

Portada de Lubna

En 2008, la carrera de Mónica Naranjo daba un giro de 180 grados con Tarántula. Se trataba de un disco con el que abandonaba el pop y abrazaba un oscuro rock electrónico dotado de ecos operísticos, orquestales y techno. Después de multitud de retrasos y cambios de nombre (en un principio, el disco iba a llamarse “Lubna: el mar esconde un secreto”), a finales de 2015, Mónica publicaba el primer adelanto de este trabajo, Jamás. La canción debutaba en un modesto puesto quincuagésimo segundo en PROMUSICAE, cincuenta y un puestos por debajo de Europa, el primer single de Tarántula.

 

A principios de enero, llegaba al mercado Fin, una de las mejores canciones de este disco, que se estrenaba en un sexuagésimo puesto de PROMUSICAE, también lejos del primero alcanzado por Amor y Lujo de Tarántula.

Con Lubna, la cantante se aleja de cualquier resquicio pop, sigue fiel a la oscuridad de su quinto disco y se sumerge de lleno en la ópera rock, salpicada, en ocasiones, de flamenco y tango. Aunque el álbum sea una musicalización de la novela del mismo nombre, la colocación de las canciones no parece seguir ningún tipo de orden argumental, pero eso no quita que Lubna no esté formado por fantásticas canciones, de entre las que destacan Apocalíptica (sin duda, la mejor de todo el disco), Fin, Lasciatemi Qui, Ese es mi Público, Mortem Eleonard, Ya está Bien y Contemplazione.

Asimismo, otra de las virtudes de Lubna es la de haber sabido integrar a la perfección los sencillos Perdida y Jamás, que por sí solos no decían mucho. Por ahora, Lubna es todo un éxito, ya que ha vendido 20.000 copias en su primera semana a la venta en España. De esta manera, ha debutado en el número 1 de PROMUSICAE y en el veintinueve de Media Traffic.

Actualización 25/11/2016: Mónica Naranjo lanza la edición especial de Lubna

Tras meses sin promocionar Lubna, pero con un disco de Oro bajo el brazo, hace poco más de una semana, Mónica Naranjo publicaba el videoclip de Perdida, canción que vio la luz a finales de enero. En esta ocasión, la historia narrada no tiene nada que ver con la de Jamás, pero sí con Lubna, puesto que Rose, la protagonista del vídeo, es uno de los personajes de la novela en la que se basa este disco.

Unos días antes de la llegada de este videoclip, la artista anunciaba el lanzamiento de la Edición Leyenda de Lubna, que está formada por:

  • El álbum original.
  • Un segundo CD con todas las canciones en versión sinfónica.
  • Dos remixes (Tears & Drama) de Perdida.
  • Un libreto de cuatrocientas palabras.
  • El documental El mar esconde un secreto.
  • Los vídeos de Jamás y Perdida.

Leave a reply